Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 21 de enero de 2021

Ana Belén Elgoyhen: “El daño auditivo depende de la intensidad del sonido y el tiempo de exposición y es irreversible”

All You Need Is Lab convocó a la Doctora en Bioquímica de la Universidad de Buenos Aires y participante del Congreso Futuro en el panel “La Ciencia en boca de todos” para hablar sobre sus investigaciones del oído, sus células y la genética auditiva.

Por: Francisca Delgado

La investigadora del Laboratorio de Fisiología y Genética de la Audición explicó que el laboratorio “tratamos de entender cómo funciona el oído, cuáles son las bases genéticas de ese funcionamiento y entender las alteraciones que llevan a problemas de audición hipoacusia, sordera o aparición de sonidos fantasmas”. También señaló que el 50% de las sorderas tienen origen genético, es decir, hay una alteración en algún gen y el otro 50% son de origen ambiental a causa de la exposición a sonidos intensos sobre los 80 decibeles que dañan de manera irreversible el oído interno y sus células sensitivas, encargadas de recibir los estímulos sonoros.

“El daño auditivo depende de la intensidad del sonido y el tiempo al cual estamos expuestos” señaló la académica respecto al uso de audífonos y el aumento en la aparición de problemas de esta índole en jóvenes, y la necesidad de educar a la población sobre las consecuencias: “hay que mitigar, prevenir y no estar expuesto a sonidos intensos”.  La Doctora en Bioquímica expuso el caso de los veteranos de guerra de Estados Unidos que sufrieron traumas auditivos por explosiones de bombas, y que ahora “el Departamento de Defensa de ese país está buscando drogas y compuestos que previenen el trauma acústico”.

Elgoyhen afirmó que la ciencia está buscando formas de regenerar las células auditivas detallando que “hay distintas moléculas que se están investigando y que tienen distintos efectos terapéuticos. Nosotros estamos buscando moléculas o drogas que intervengan con un sistema que está dentro del oído que son neuronas que descienden desde el cerebro, hacen contacto con las células ciliadas y activan el sistema protegiendo esas células del daño acústico”

Sobre su participación en el Congreso Futuro, la profesora de Farmacología mencionó que su reflexión se titulaba “La ciencia no es cara, cara es la ignorancia” aludiendo a la relevancia de la ciencia durante la pandemia. “La ciencia no debe dejar de estar en boca de todos y los gobiernos deben invertir constante y sonante en ciencias y tecnologías para enfrentar otras pandemias a futuro, retener a los científicos en los países y dejar de importarlas”. Y finalizó analizando la participación de la mujer en la ciencia: “Es necesario seguir con la lucha de la visibilización de las mujeres en todas las áreas de la vida cotidiana y en los trabajos”.

Más de Lo más reciente