Click acá para ir directamente al contenido

Martes 23 de junio de 2020

Fernando Ledesma por conversión a gas para vehículos particulares: “Es un combustible seguro, inclusivo y reduce la contaminación ambiental”

El ejecutivo de Gasco explicó este es el combustible alternativo más usado en el mundo y que en Chile esperan convertir 100 mil automóviles particulares a esta modalidad.

Por Daniela Figueroa Videla

Sin Tacos Ni Corbata conversó con Fernando Ledesma, gerente de Negocios, Envasado y Transporte Gasco sobre la conversión de vehículos particulares para el uso de gas, lo que implica en costos económicos y ahorros en combustible respeto a la gasolina así como su impacto en la reducción de la contaminación ambiental.

Ledesma explicó que la conversión a gas para automóviles particulares fue anunciada en septiembre del año pasado como parte de las medidas de reactivación económica y que ya es un realidad desde el pasado 12 de junio. “Estamos muy contentos con la noticia y con lo que la medida implica para el sector del gas licuado y gas natural”

Explicó que esta conversión a gas es para automóviles gasolineros, los que los dejaría en modalidad mixta respecto al tipo de combustible, sin perder nunca la condición de abastecerse a gasolina. En la práctica se agrega un estanque y es el conductor quien determina, mediante un switch, qué combustible usará “lo que le permite una mayor autonomía”.

En términos normativos, señaló que la principal restricción es que no se puede convertir automóviles de más de 5 años de antigüedad y deben ser en plantas autorizadas para garantizar la seguridad.

Ledesma sostuvo que la conversión a gas licuado tiene un costo aproximado de unos 900 mil pesos y que el ahorro en combustible, respecto a una gasolina de 93 octanos por ejemplo, es de un 36%. Por eso aseguró que se trata “de un combustible inclusivo” que ha funcionado muy bien en Chile durante la última década para taxis y colectivos, siendo el combustible alternativo más usado en el mundo.

Fernando Ledesma informó que actualmente existe una red de abastecimiento con más de 120 estaciones presentes en todas las capitales regionales. Y la expectativa es convertir unos 100 mil vehículos en los próximos años.

Respecto al impacto ambiental, señaló el gas vehicular como combustible reduce en un 20% el dióxido de carbono y en un 80% el material particulado, estando aquellos vehículos convertidos exentos de restricción vehicular.

Vuelve a escuchar la entrevista

Artículos relacionados