Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 27 de agosto de 2020

Franco Basso apunta a cambios en transporte publico de superficie para solucionar problema de desigualdad en acceso a servicios básicos

El doctor en Transportes y logística señaló que la mala distribución de los servicios educacionales y de salud, en Santiago, se evidencia con más fuerza en los centros privados que en los de carácter público.

Por Daniela Figueroa Videla

Un estudio desarrollado por las Universidades Católica de Valparaíso, Diego Portales y del Desarrollo, analizaron por primera vez el acceso de los santiaguinos a centros educacionales, de salud, y de trabajo, a partir de años de datos de los GPS, con más de 6 mil 500 buses del Transantiago. Sobre los resultados de esta investigación, conversó Sin Tacos Ni Corbata con Franco Basso, doctor en Transporte y Logística, y uno de los autores del estudio.

Basso señaló que con esta investigación quieren ponerle número a las desigualdades y brechas que existen en Santiago respecto al acceso a servicios básicos y oportunidades laborales, de modo de que “las autoridades políticas puedan tomar mejores decisiones en transporte público”.

El académico sostuvo que la distribución desigual para acceder a la salud o a la educación se evidencia en el ámbito privado, donde dichos centros y establecimientos tienden a concentrarse en pocas comunas: Providencia, Las Condes, Santiago Centro y Vitacura.

Dio como ejemplo las clínicas dentales, donde comunas como Providencia tiene una accesibilidad al 24,58% de las oportunidades, mientras que La Pintana llega solo al 4% para acceder a estos servicios de salud.

Franco Basso señaló además que el estudio da cuenta que hay comunas que no cuentan ni con una farmacia ni una notaría, y que los centros de salud de alta complejidad también están ausentes en ciertos sectores, como Maipú una de las comunas más pobladas de Chile, que registra menos del 3% de acceso a hospitales de este tipo.

“Pero cuando uno analiza las oportunidades públicas este escenario cambia” dijo Franco Basso, donde se muestra una distribución mucho más homogénea y equitativa a lo largo de la ciudad.

El investigador del Instituto de Sistemas Complejos de Ingeniería (Isci) señaló que las soluciones para hacer frente a esta problemática están diferenciadas por su impacto a corto y largo plazo.

A corto plazo se puede hacer modificaciones al transporte público mediante nuevos recorridos lo que implica infraestructura y logística.  Ya que como da cuenta un estudio del CEP, el promedio de tiempo que toma moverse en auto es de 25 minutos y en transporte público supera la hora. El experto en transporte, en este sentido, valoró la línea 3 del Metro porque a su juicio ha dado “dignidad” a las personas que la utilizan.

A largo plazo, sostuvo Basso, se debe instalar en las comunas con poco acceso a los servicios básicos las oportunidades que faltan, lo que es una trabajo de distribución espacial. 

Vuelve a escuchar la entrevista

Artículos relacionados