Click acá para ir directamente al contenido

Lunes 15 de junio de 2020

María de los Ángeles Juricic, doctora en Ciencias Biomédicas: “Se estima que el daño en la retina es la segunda o tercera causa de baja visión en el mundo”

En conversación con la periodista Iveliz Martel en el programa de ciencia “All you need is Lab” de Radio Usach, la doctora en Ciencias Biomédicas, habló acerca de los avances en neuroplasticidad del cerebro aplicada en enfermedades retinianas en los pacientes adultos mayores.

Por Pablo Medel

Investigadores del Instituto de Neurociencia Biomédica de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile determinaron que adultos mayores con daño severo en su retina pueden desarrollar capacidades de observación usando lo que es su visión periférica, es decir aquella que les va quedando a pesar de las dificultades que tienen para ver.

El estudio tiene como objetivo avanzar hacia una terapia que fomente la neuroplasticidad del cerebro y contribuya a la integración social de estas personas.

En conversación esta tarde en el programa de ciencia de Radio Usach, María de los Ángeles Juricic, doctora en Ciencias Biomédicas y profesora adjunta del Departamento de Oftalmología de la Universidad de Chile, se refirió a la prevalencia del daño en la retina. “Entre las enfermedades más frecuentes de la retina se encuentran degeneración macular asociada a la edad, la retinopatía diabética y la trombosis retiniana, se estima que el daño en la retina es la segunda o tercera causa de baja visión en el mundo, unas 240 millones de personas en el planeta y se da principalmente en adultos mayores”, detalla la especialista.

Sobre qué es la neuroplasticidad la doctora relata “Efectivamente lo que crea la imagen es el cerebro y es ahí donde construimos la visión. La neuroplasticidad del cerebro se refiere a cambios relativamente permanentes que pueden ocurrir ya sea a nivel de neuronas individuales o en redes neuronales que puedan consolidar una determinada actividad, aumentándola o disminuyéndola de acuerdo a la experiencia, es decir son cambios modelados de acuerdo a la experiencia”, apunta la profesional.

En cuanto al aporte que están realizando en el Instituto de Neurociencia Biomédica de la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, María de los Ángeles Juracic, sostiene, “el descubrimiento nuestro es que hemos podido entrenar a estas personas para que usen su visión periférica. A medida que se enfrenten a estímulos ya sea de reconocimiento facial o de lectura puedan mejorar su desempeño y aprovechen este remanente visual para mejorar su visión”, sostiene.

Y agrega “Esto se trata de un aprendizaje implícito, muy parecido al andar en bicicleta, conforme a la persona se le va dando una retroalimentación esta va mejorando, es un ejercicio de acondicionamiento”, concluye la doctora.

Artículos relacionados