Click acá para ir directamente al contenido

Jueves 11 de marzo de 2021

Silvio Caiozzi: “Tomás no era sólo un actor de café concert, fue desaprovechado como actor dramático”

En conversación con los periodistas Muriel Riveros y Mauricio Jürgensen en Radio Usach, el cineasta y director de cine y televisión se refirió a la partida de Tomás Vidiella, destacó su versatilidad como actor, y recordó cuando lo dirigió en la película “Cachimba” (2004).

Pablo Medel

Este miércoles se informó la muerte del reconocido actor Tomás Vidiella a sus 83 años, quien se mantuvo hospitalizado en la Clínica UC Christus a causa del Covid-19. Una de las películas donde brilló fue “Cachimba” dirigida por Silvio Caiozzi.

Esta tarde, el director recordó en Escena Viva de Radio Usach ese momento. “Mi experiencia con él en Cachimba fue imborrable, fantástica. En un comienzo cuando pensé en Tomás, me pregunté que si era bueno tenerlo en mi película, pero en una conversación breve de no más allá de cinco minutos, me di cuenta que era lo que buscaba. Necesitaba un personaje que fuera muy cercano, ahí lo vi en su primera escena y quedé plop. Me di cuenta que Tomás no era sólo un actor de café concert, fue desaprovechado como actor dramático, fue un actorazo”, afirma Silvio.

“Yo recuerdo que me cansé de escuchar malas opiniones de él porque estaba haciendo un Café-concert en plena dictadura, ayudando al régimen, escuché a un montón de gente decir eso, y muchos de ellos ahora lo están llorando”, agregó.

Silvio estuvo presente hoy en la despedida que realizó el gremio de actores, familia y amigos en las afueras de Teatro Oriente. “Fue muy emocionante, fue muy bonito, fue un reconocimiento a su humanidad, él hacía que todos participaran de sus locuras, muchas veces actrices y actores daban sus primeros pasos junto a él, fue el gran maestro de muchos”, aseguró.

Sobre la forma de vivir el teatro que se va perdiendo con la muerte de una generación, el cineasta afirma. “La gente de teatro ama tanto el teatro que la importa un bledo la vida cuando están arriba del escenario, es parte del amor por el oficio, el amor por la actuación”, concluye Silvio Caiozzi.

Últimas ediciones